Salpingooforectomia

Diplomado Universitario Enfermería

Creada por D.Manuel Olvera Martínez.


Principal
Traumatología
Ginecología
Urología
Cirugía
Buzón de dudas
Info. de Contacto
Enlaces    

       

 Agradecimientos

 

    La salpingooforectomía o anexectomía laparoscópica es una cirugía en la que se extirpa  una o ambas trompas de Falopio junto con los ovarios. Esta cirugía se realiza para extirpar quistes, tumores, adherencias o bloqueos, así como tratar infecciones de trompas y  ovarios. También en procesos de gestación donde el huevo fertilizado crece fuera del útero lo que se conoce como un embarazo ectópico o inclusive puede necesitarse de la cirugía para que los ovarios dejen de producir hormonas que aumenten los riesgos del cáncer de mama y ovárico.

                                          

                                                       Anexectomía

    El abordaje de la cirugía suele ser vía laparoscópica, ya que presenta menos riesgos y una mejor y rápida recuperación postquirurgica. Si la salpingooforectomía es bilateral, se anula  la posibilidad de embarazo, mientras que si es unilateral, la posibilidad existe al mantener una de las trompas y ovarios.

     La paciente ingresa el día de la intervención en ayunas, se realizan los cuidados preoperatorios de enfermería: Comprobar ausencia de abalorios metálicos, prótesis dental, ropa interior, se canaliza vía venosa con catéter nº18 y se administra sueroterapia con Ringer Lactato, además de lo indicado en la hoja de preanestesia como analítica en día de ingreso, toma de medicación por parte del paciente previo a cirugía, o algún tipo de profilaxis a administrar por enfermería.

    Una vez regresa el paciente a planta, se realiza valoración quirúrgica, valorando estado de conciencia, toma de constantes, estado del apósito, movilidad de miembros, valoración del  dolor, micción espontanea,  bomba de analgesia, etc.

    Normalmente este tipo de cirugía requiere anestesia tipo epidural, pudiendo iniciar tolerancia oral pasadas 4-6 horas.

    Se mantiene reposo relativo en cama durante las primeras 24 horas, pudiendo iniciar sedestación en cama si la paciente lo tolera a lo largo de la tarde. Al día siguiente se inicia la deambulación de forma progresiva para evitar cuadros de hipotensión y riesgo de caídas. El alta hospitalaria suele darse a las 24-48 horas de la intervención.

 

 

 

 


Principal | Traumatología | Ginecología | Urología | Cirugía | Buzón de dudas | Info. de Contacto | Enlaces

 © Copyright.
Si tiene problemas o preguntas relacionadas con este Web, póngase en contacto con [www.Enfermeria-diadia@hotmail.es].
Última actualización: 13 de septiembre de 2010.

Free counter and web stats

 Los contenidos en la web son meramente orientativos basados en la experiencia profesional, y pueden diferir según los protocolos hospitalarios de cada centro, quedando exento de toda responsabilidad, dicha web y autor de toda práctica profesional.